martes, 28 de septiembre de 2010

28 de septiembre, día de San Wenceslao I de Bohemia

Hoy, 28 de septiembre, conmemoramos a San WENCESLAO de BOHEMIA, Rey.

SAN WENCESLAO DE BOHEMIA (907-935) nació en Stochov, en las cercanías de Libusin, Bohemia, en la actual República Checa.

Wenceslao, o Venceslao, fue el primer hijo del príncipe Bratislao I Premysliden y de su mujer Drahomira. Desde pequeño recibió una educación cristiana gracias a su abuela Ludmila.

Con la repentina muerte accidental de Bratislao en 921, puesto que Wenceslao aún no era mayor de edad, tomó la regencia Drahomira, quien siempre había preferido a su segundogénito, Boleslao. Una vez al frente de Bohemia, Drahomira mostró su rechazo a la fe de Wenceslao.

Éste, temiendo por su vida, buscó refugio en la residencia de su abuela. Pero la seguridad le duró poco, ya que Ludmila fue asesinada por orden de Drahomira.

Mientras tanto, los desórdenes civiles comenzaron a imperar en Bohemia, situación que explotó a su favor el vecino duque de Baviera, Arnulfo, invadiendo el reino en pos del poder, sacando ventaja de las rencillas familiares de los nobles.

Wenceslao, sin embargo, defendió exitosamente Bohemia en 922 contra Arnulfo, e instauró la paz, a la cual él siempre prefirió por encima de la guerra.

En 923 o 924, finalmente accedió al trono para convertirse en Wenceslao I de Bohemia. A su madre la internó en Budec, y a continuación se dedicó a una intensa cristianización de su país, trajo sacerdotes y reliquias y ordenó que las reliquias de su abuela Ludmila fueran trasladadas a Praga.

Durante su ejercicio en el trono, San Wenceslao I se mostró siempre como un gobernante piadoso y justo, aboliendo, por ejemplo, la pena de muerte. Él inició también la construcción de la catedral de San Vito, en Praga.

En 929, sin embargo, por su aversión a la guerra, San Wenceslao aceptó pagar tributos al duque de Sajonia Enrique I, llamado “El Pajarero”, en vez de enfrentarlo con las armas para impedir que invadiera Bohemia.

Este acto le generó la animadversión de un grupo, al frente del cual estaba su codicioso hermano Boleslao. Él y algunos cortesanos planearon entonces asesinar a Wenceslao.

A Wenceslao lo invitaron a una fiesta religiosa en la ciudad de Stará Boleslav, cercana a Praga. Y justo cuando pasaba frente a la iglesia de ahí, los conspiradores lo emboscaron, y su propio hermano le asestó el espadazo mortal.

Así fue como Boleslao la arrebató el trono a su hermano. Sin embargo mostró cierto arrepentimiento al ordenar que los restos de San Wenceslao I fueran recuperados y enviados a Praga, para ser sepultados en el interior de la catedral de San Vito.

Tal era la estima que se le tenía a San Wenceslao, que muy pronto después de su muerte se le comenzó a venerar como mártir y como santo patrono nacional de Bohemia.

San Wenceslao I fue el primer checo en ser canonizado. Esto no ocurriría, sin embargo, sino hasta 1729, por intercesión del papa Benedicto XIII.

SAN WENCESLAO DE BOHEMIA nos enseña la importancia de anteponer el amor al ejercicio del poder.


+ + +

Recibe diariamente SANTORAL VIRTUAL en tu buzón
+ + +

4 comentarios:

  1. QUE EN GLORIA ESTÉS BENDITO WENCESLAO DE BOHEMIA, AYUDA Y PROTEGENOS. PERDONA A LOS PECADORES.

    AMEN AMÉN

    ResponderEliminar
  2. Ejemplo para nosotros , que en paz estés , y ruega por nosotros......amén

    ResponderEliminar
  3. SAN WENCESLAO I ,QUE EN GLORIA ESTES Y RUEGA POR NOSOTROS¡ AMEN.

    ResponderEliminar
  4. san wenceslao sana a mi hermano del alcoholismo y ayudanos a todos

    ResponderEliminar

Tus comentarios son bien recibidos. ¡Gracias!